viernes, 27 de marzo de 2015

Ballet Cómico de la Reina. Parte II

A Balthasar de Beaujoveux le interesaba sobre todo la variedad en las evoluciones del cuerpo de baile, según puede deducirse del elogio que se hizo de él como "geómetra inventivo" ,y, la descripción del "Grand Ballet", parte central del espectáculo de este primitivo coreógrafo:

Fue entonces cuando los violines cambiaron de tono y atacaron la entrada del Gran Ballet, compuesto de quince pasajes dispuestos de tal modo que al final de cada uno de ellos todos volvían la cabeza hacia el rey, ante cuya majestad habían llegado y bailaron el Grand Ballet de cuarenta pasajes o figuras geométricas, estas últimas, ya en diámetro, ya en cuadrado, ya en redondo y de varias y diversas maneras y en seguida en triángulo, acompañados de algunos otros pequeños cuadrados y otras pequeñas figuras [...].Estas evoluciones en figuras geométricas tan pronto formaban triángulo cuyo vértice era la reina, como giraba en redondo o se entrelazaban dibujando figuras variadas con un conjunto y un sentido de las proporciones que maravillaron a la asistencia.

De esta manera quedaban unidas diferentes artes: baile, música, literatura y plástica en un espectáculo común, que se pondría de moda a partir de este momento. La coreografía exigiría un entrenamiento previo para cumplir con sus requisitos, la nobleza se iría retirando de la escena ya que comenzaban a surgir bailarines profesionales; ya no hay una masa de personas danzando a su albedrío, sino, se requiere de un corps de ballet que siga pasos estrictamente trazados.





(http://es.wikipedia.org/wiki/Ballet_c%C3%B3mico_de_la_reina)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada